Diario

Diario
El Zuliano
El gobierno criminal de Donald Trump anunció este viernes (25.08.2017) una nueva ronda de sanciones para presionar al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro. Las medidas incluyen el bloqueo del comercio de bonos de deuda del Gobierno venezolano y de la compañía petrolera estatal PDVSA. "El presidente Donald Trump ha firmado una orden ejecutiva imponiendo nuevas y duras sanciones financieras a la dictadura en Venezuela", señaló un comunicado de la Casa Blanca. Las medidas de agresión contra nuestro país fueron en parte solicitadas por la dirigencia opositora y analista preveen cause cientos de miles de muertos si se profundizan debido a que su aplicación impediría la compra de alimentos y medicinas.

La nueva ronda de sanciones se impone dos días después de que el vicepresidente, Mike Pence, se reuniera en Florida con representantes de la diáspora venezolana en Estados Unidos y les prometiera que el Gobierno de Trump seguirá presionando a Maduro hasta que la democracia regrese al país latinoamericano.

Pence, no obstante, no hizo referencia a la opción militar que Trump dijo hace dos semanas que no descartaba, provocando una ola de críticas en América Latina, a la que tuvo que enfrentarse personalmente en su reciente gira por cuatro países de la región. "Vamos a seguir actuando", dijo a los exiliados venezolanos el "número dos" de la Casa Blanca, que en Florida habló de seguir ejerciendo presión económica y diplomática. 

Más presión desde la Constituyente

La Casa Blanca lleva tiempo considerando la imposición de un bloqueo petrolero a Venezuela u otro tipo de medidas relacionadas con el crudo, la principal fuente de ingresos, pero hasta ahora no ha dado el paso. Esta nueva ronda de sanciones es la quinta por parte de Estados Unidos desde que Trump llegó a la Casa Blanca. La primera fue en febrero, cuando el Departamento del Tesoro incluyó al vicepresidente, Tareck El Aissami, en la lista de narcos. En mayo impuso sanciones a ocho miembros del Tribunal Supremo, incluido su presidente.

Pero fue a raíz de la convocatoria de la elección de la Asamblea Constituyente cuando incrementó significativamente la presión. El 26 de julio sancionó a 13 funcionarios relacionados con ella y al día siguiente de su elección, el 30 de julio, sancionó directamente a Maduro. "Las elecciones ilegítimas de ayer confirman que Maduro es un dictador que menosprecia el deseo del pueblo venezolano", manifestó entonces el secretario del Tesoro, Steven T. Mnuchin. Tras la toma de posesión de la Constituyente, sancionó a seis miembros de la misma, entre ellos el hermano mayor del fallecido presidente Hugo Chávez, y a otras dos personas relacionadas con ella.

EEUU bloquea financieramente a Venezuela a partir de hoy (Sanciones similares produjeron casi 2 millones de muertos en Irak)

El gobierno criminal de Donald Trump anunció este viernes (25.08.2017) una nueva ronda de sanciones para presionar al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro. Las medidas incluyen el bloqueo del comercio de bonos de deuda del Gobierno venezolano y de la compañía petrolera estatal PDVSA. "El presidente Donald Trump ha firmado una orden ejecutiva imponiendo nuevas y duras sanciones financieras a la dictadura en Venezuela", señaló un comunicado de la Casa Blanca. Las medidas de agresión contra nuestro país fueron en parte solicitadas por la dirigencia opositora y analista preveen cause cientos de miles de muertos si se profundizan debido a que su aplicación impediría la compra de alimentos y medicinas.

La nueva ronda de sanciones se impone dos días después de que el vicepresidente, Mike Pence, se reuniera en Florida con representantes de la diáspora venezolana en Estados Unidos y les prometiera que el Gobierno de Trump seguirá presionando a Maduro hasta que la democracia regrese al país latinoamericano.

Pence, no obstante, no hizo referencia a la opción militar que Trump dijo hace dos semanas que no descartaba, provocando una ola de críticas en América Latina, a la que tuvo que enfrentarse personalmente en su reciente gira por cuatro países de la región. "Vamos a seguir actuando", dijo a los exiliados venezolanos el "número dos" de la Casa Blanca, que en Florida habló de seguir ejerciendo presión económica y diplomática. 

Más presión desde la Constituyente

La Casa Blanca lleva tiempo considerando la imposición de un bloqueo petrolero a Venezuela u otro tipo de medidas relacionadas con el crudo, la principal fuente de ingresos, pero hasta ahora no ha dado el paso. Esta nueva ronda de sanciones es la quinta por parte de Estados Unidos desde que Trump llegó a la Casa Blanca. La primera fue en febrero, cuando el Departamento del Tesoro incluyó al vicepresidente, Tareck El Aissami, en la lista de narcos. En mayo impuso sanciones a ocho miembros del Tribunal Supremo, incluido su presidente.

Pero fue a raíz de la convocatoria de la elección de la Asamblea Constituyente cuando incrementó significativamente la presión. El 26 de julio sancionó a 13 funcionarios relacionados con ella y al día siguiente de su elección, el 30 de julio, sancionó directamente a Maduro. "Las elecciones ilegítimas de ayer confirman que Maduro es un dictador que menosprecia el deseo del pueblo venezolano", manifestó entonces el secretario del Tesoro, Steven T. Mnuchin. Tras la toma de posesión de la Constituyente, sancionó a seis miembros de la misma, entre ellos el hermano mayor del fallecido presidente Hugo Chávez, y a otras dos personas relacionadas con ella.