Diario

Diario
El Zuliano
666
El viernes 07 de julio la Sala Penal del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), otorgó una medida de arresto domiciliario al dirigente de la MUD y convicto criminal Leopoldo López, debido a supuestos problemas de salud. López, quien fue sentenciado a cumplir 13 años nueve meses y siete días de prisión, y que en reiteradas ocasiones aseguró que nunca aceptaría la medida de arresto domiciliario, se encuentra en su casa custodiado por efectivos de seguridad.

Recordemos que Leopoldo López cumple una condena por los delitos de “instigación pública, daños a la propiedad en grado de determinador, incendio en grado de determinador y asociación para delinquir”, delitos que se llevaron a cabo durante las guarimbas del año 2014 como parte del plan golpista denominado “La Salida“, cuyo fin último era el derrocamiento de la Revolución Bolivariana y del gobierno liderado por el presidente constitucional Nicolás Maduro, teniendo como resultado la muerte de 43 ciudadanos, lesiones graves a otros 800 ciudadanos e incalculables daños a la propiedad pública y privada.

Supuestos problemas de salud determinaron beneficio procesal para Leopoldo López

666
El viernes 07 de julio la Sala Penal del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), otorgó una medida de arresto domiciliario al dirigente de la MUD y convicto criminal Leopoldo López, debido a supuestos problemas de salud. López, quien fue sentenciado a cumplir 13 años nueve meses y siete días de prisión, y que en reiteradas ocasiones aseguró que nunca aceptaría la medida de arresto domiciliario, se encuentra en su casa custodiado por efectivos de seguridad.

Recordemos que Leopoldo López cumple una condena por los delitos de “instigación pública, daños a la propiedad en grado de determinador, incendio en grado de determinador y asociación para delinquir”, delitos que se llevaron a cabo durante las guarimbas del año 2014 como parte del plan golpista denominado “La Salida“, cuyo fin último era el derrocamiento de la Revolución Bolivariana y del gobierno liderado por el presidente constitucional Nicolás Maduro, teniendo como resultado la muerte de 43 ciudadanos, lesiones graves a otros 800 ciudadanos e incalculables daños a la propiedad pública y privada.